Zur Navigation | Zum Inhalt
"Isabel: La loba de Francia 1"

"Isabel: La loba de Francia 1"

No hay artista con mayor talento para dar forma a la historia dibujada que el barcelonés Jaime Calderón y no…

More...
"Pacífico" (Martin Trystram y Romain Baudy, Planeta DeAgostini Comics)

"Pacífico" (Martin Trystram y Romain Baudy, Planeta DeAgostini Comics)

Es habitual que los hombres, demostrando nuestra conocida falta de tacto y cuando nos piden la opinión sobre una mujer…

More...
 "Star Wars: Al Filo del Imperio" (Edge Entertainment)

"Star Wars: Al Filo del Imperio" (Edge Entertainment)

Antes de empezar este artículo es necesario señalar, para ser honesto y poner a todos los lectores en antecedentes, que…

More...
"Deadline" (Laurent Féderic Bollée y Christian Rossi, Yermo Ediciones)

"Deadline" (Laurent Féderic Bollée y Christian Rossi, Yermo Ediciones)

Es curioso que, mientras nosotros vivimos en una tierra con miles de años de historia, que han pisado fenicios, griegos,…

More...
Frontpage Slideshow | Copyright © 2006-2011 JoomlaWorks Ltd.
FVCML0208 10
"Coleccionable Marvel Héroes. La Patrulla-X: La saga de Fénix Oscura" (Chris Claremont y John Byrne, Panini Comics) PDF Imprimir E-mail
Noticias
Escrito por Vic   

Chris Claremont y John Byrme formaron un equipo sensacional a finales de los 70 y comienzos de los 80. Ellos fueron los responsables de que La Patrulla-X se convirtiese en el éxito que dominó las listas de ventas durante dos décadas. Panini nos ofrece, dentro del coleccionable Marvel Héroes, uno de sus mejores trabajos: "La Saga de Fénix Oscura". La que, posiblemente, sea la historia más recordada por los fans.

COLECCIONABLE MARVEL HÉROES 4 · La Patrulla-X: La saga de Fénix Oscura
Detalle: Contiene Uncanny X-Men 129 al 137 USA
Guión: Chris Claremont 
Dibujo: John Byrne
Libro en tapa dura. 
192 páginas. 
Precio: € 9.99
Reunidos por el profesor Charles Xavier para proteger a un mundo que les teme y les odia, La Patrulla X ha luchado en muchas batallas, participado en aventuras que se han extendido a lo largo de galaxias, enfrentándose a enemigos de poder ilimitado, pero nada les podía preparar para la lucha más impactante a la que han tenido que enfrentarse. Uno de sus propios miembros, Jean Grey, ha obtenido un poder que va más allá de toda comprensión, y ese poder la ha corrompido de manera absoluta. Ahora deben decidir si la vida de la mujer a la que quieren tiene un valor equiparable a la existencia del universo al completo.

Aún recuerdo cómo me acabé metiendo en el mundo de los cómics, era un joven adolescente que ahorraba peseta a peseta para poder comprar algún tomo retapado de Marvel, sin demasiado tino, me dejaba guiar por las impresiones. Esas impresiones me llevaron a comprar el primer retapado de Classics X-Men… y todo cambió. Cada seis meses se publicaba un retapado en el que descubría el sensacional trabajo de Chris Claremont, y después John Byrne, en la Patrulla-X y con cada repatado me iba enganchando más y más. Desgraciadamente el último retapado, el que narraba la saga de Fénix Oscura, jamás llegó a publicarse y durante años me quedé sin conocer el desenlace de Fénix. Sabía, por artículos y otras series posteriores (como Factor-X, otra de esas series que conocí gracias a los retapados) a grandes rasgos lo que había sucedido, pero hasta años después no conseguí el resto de números. La espera mereció la pena, es el cierre perfecto a una saga épica que se desarrolló durante 43 números (al menos en Classics X-Men) y que me tuvo en vilo y propició mi adicción a los cómics.

¿Por qué os cuento esto? Pues para que veáis que esta no es una historia cualquiera, estamos ante una etapa mítica y la Saga de Fénix Oscura es el broche agridulce de esa saga. El germen de todo lo que vendría después (y uno de los motivos por los que ahora paso de los mutantes, eso de matar a Fénix, liar a Cíclope con la Reina Blanca, convertir a Lobezno en un guaperas ligón de metro ochenta, etc… no va conmigo, no va con mis mutantes), el germen que convertiría a los mutantes en la fuerza motora de la industria durante dos décadas. Hay muchas historias que conviene olvidar, muchísimas, pero no estas. Los momentos que Claremont y Byrne nos narraron durante estos años nos marcaron como lectores, supusieron un antes y un después y, para mí, la condenación inevitable; era un adicto a los cómics.

Por este motivo hablar de La Saga de Fénix Oscura no es sencillo, hablar sobre cómo Mente Maestra corrompe a Fénix, cómo ésta “cae al Lado Oscuro”, cómo la Patrulla-X lucha por salvarla, cómo Cíclope sufre al ver cómo pierde a la mujer que ama, es muy complicado hablar sobre lo que se siente al leer estas historias, sólo puedo deciros que a mi me hacen desear releerlas una y otra vez.

El tomo comienza justo tras la batalla con Proteo, con una Patrulla-X que regresa, confiada, a su hogar donde encuentran a Charles Xavier, decidido a ocupar su lugar como líder del equipo, intentando entrenarlos como si de adolescentes se tratara. Ha pasado el tiempo, La Patrulla-X es un equipo de adultos, no de jóvenes adolescentes, y los métodos de Xavier se han quedado obsoletos. Cíclope intentará que Xavier vea la realidad, pero no será fácil. Mientras tanto el Club Fuego Infernal hace su aparición, así como Dazzler y Kitty Pride, cebos en la trampa dispuesta para atrapar a los hombres-x… y a Fénix… pero ésta es mucho más poderosa de lo que nadie sospechaba, dicen que el poder corrompe y el poder absoluto… esa es la premisa en la que Claremont y Byrne se basaron para deshacerse de un personaje al que habían dado demasiado poder, la corrupción de todo lo bueno que había en Jean Grey… ¿o no? Porque el épico final de la historia nos demostrará que el amor, la amistad y heroicidad tiene todavía mucho que decir, aunque medio Universo, textualmente, conspire contra ti.

No quiero hablar mucho más del tomo en sí, leerlo es disfrutarlo, así que mejor hablemos de la estupenda edición de Panini. Impecable, un extenso e interesante artículo, todas las portadas de los cómics, la historia bien recopilada, extras al final, gran calidad y… 9,99 €. Una compra segura y un acierto seguro.

Compradlo. No tengo nada más que decir.